Home » , » [Artículo] Superman en 1982

[Artículo] Superman en 1982

Escrito por Raúl Peribáñez el domingo, diciembre 11, 2016 | domingo, diciembre 11, 2016

(en construcción)

Para analizar la etapa de Superman previa a Crisis he decidido empezar por el año 1982, ya que Ediciones Zinco comenzó publicando el material de esa época, precisamente. Así, de paso, sirve para repasar el primer volumen de esta editorial, del cual no se suele hablar... tal vez por la escasa calidad de estos cómics. Este año se publicaron los siguientes cómics de Superman:

Action Comics nº 527-538.
DC Comics Presents nº 41-52.
Superman nº 367-378.
World's Finest nº 275-286.

Cuando se leen estos cómics se puede llegar rápidamente a la conclusión de que son completamente intrascendentes. Las historias son autoconclusivas, no hay tramas argumentales de fondo, no muestran ninguna evolución en los personajes, casi todas tienen una fórmula similar... El malo de turno puede ser un monstruo amarillo o un ladrón con una pistola especial, pero a fin de cuentas da lo mismo; la historia se cierra con el fin del comic. Como no pasa nada, como los personajes permanecen inmutables, estos cómics se pueden leer de una forma completamente desordenada, sin notar diferencia.

Sería muy extenso escribir sobre todos los episodios de estas cuatro series, ya que además cada uno puede contener dos historias. Pero voy a hacerlo sobre unos pocos para transmitir mi impresión general sobre las publicaciones de 1982. Os adelanto que es bastante negativa.

Superman nº 370 / Superman nº 1 (Zinco).
En la historia The Revengers Strike Back (Superman nº 370), escrita por Len Wein y dibujada por Curt Swan, Superman pone una recreación de la ciudad embotellada de Kandor en una mejor ubicación de la Fortaleza de la Soledad. Pero tiene que dejar este entretenimiento cuando suena el "detector de catástrofes". Mientras tanto, en el Daily Planet, la "intrépida" Lois Lane atiende a un individuo que se queja de que le han despedido de una fábrica de coches. Jimmy Olsen, que sigue tan inmaduro como siempre, aun trabajando en un importante medio de comunicación como el Planet, se dedica a lanzar un avión de papel. El guion comienza a sonrojar con exclamaciones como "¡Por Júpiter!", mientras Perry White pregunta a sus dos empleados cómo es posible que no saben está llegando un cometa a la Tierra. Superman, que ha salido al espacio exterior, intenta detenerlo sin éxito. El meteorito cae en nuestro planeta, concretamente sobre el hombre en desempleo, quien se convierte en el monstruo químico Chemo. De vuelta al Planet, Lois le dice a Clark "¿Dónde diablos estabas, mientras nosotros nos partíamos aquí la espalda?"... y esto lo dice una señora que hasta hace cinco minutos no sabía nada sobre el cometa. Clark responde que estaba entrevistando a Superman. Lois protagoniza entonces una secuencia en la que se pregunta, lanzando un grito al cielo, por qué ella se esfuerza tanto, si luego Clark se lleva las exclusivas. Cuesta entender qué podía ver Superman en esta mujer. Por otro lugar, Chemo empieza a hacer lo que hacen todos los monstruos (destrozar cosas) y Superman vuelve a entrar de nuevo en acción, con unos dibujos de Swan que hemos visto mil veces en cómics anteriores. Nuestro héroe, que es muy listo, separa al hombre del monstruo, y a este termina pegándole tan fuerte que por la fricción, bla bla bla, se termina deshaciendo. En la última página, vuelve a la Fortaleza y se encuentra unas personitas en la recreación de Kandor.



Una de las primeras cosas que llama la atención de esta época es que se mantiene el viejo formato de dos historias en cada comic. Así es que, por ejemplo, el número 370 de Superman ofrece dos relatos sin relación entre ellos y hechos por autores distintos. Debido a esto, la calidad de estos es muy dispar.

En el siguiente, Superman nº 371, continúa la trama en la historia Kandor Lives Again!... If You Can Call This Living!, realizado por los mismos autores. Resulta que los diminutos vienen de un planeta que estaba a punto de explotar, por lo que huyeron en busca de un nuevo hogar, llegando a la Tierra. Una vez aquí descubrieron que los humanos son gigantescos, a los ojos de ellos, por lo que terminaron por alojarse en la recreación de Kandor, ya que tiene las dimensiones ideales. Superman les explica que tiene un aparato con el que puede aumentar su tamaño, el cual aplica a dos de ellos, y estos se incorporan a trabajar en el Daily Planet. Al parecer, en ese periódico aceptan a todo el mundo. Por ahí aparece Steve Lombard, que hace lo que siempre hace: burlarse de Clark Kent, hasta que este le da una lección al recibir la atención de la diminuta engrandecida. Entra la acción cuando Superman se enfrenta a un temible villano llamado Desvajilador Púrpura... del cual seguramente no habéis oído hablar, ya que como casi todos los villanos de esta época, aparecían en un número y no se volvía a saber de ellos. Y también cuando los diminutos engrandecidos se convierten en monstruos amarillos empiezan a hacer lo que hacen todos los monstruos (destrozar cosas) y Superman vuelve a entrar de nuevo en acción, con unos dibujos de Swan que hemos visto mil veces en cómics anteriores. Y sí, he copiado el texto del párrafo anterior. Al parecer, una bacteria que hay en la Tierra les afecta y les devuelve a su estado primigenio y bestial. El Supes coge una kryptonita de color blanco, y les devuelve a la normalidad. "Mata toda vida vegetal, incluyendo los microorganismos que habían invadido vuestros cuerpos", dice. Al final, los devuelve a Kandor, los diminutos aceptan este nombre y el protagonista suelta una lágrima de alegría por tener nuevos kandorianos.

GUÍA DE LECTURA

Superman nº 367
- The Revengers Strike Back!
- ...And Not A Drop To Drink

Superman nº 368
- The Revenger of Steel!
- Deadly New Year--2021!

Superman nº 369
- Superman's Last Christmas
- Super-Visions From Beyond

Superman nº 370
- Better Vengeance Through Chemo-Stry! / en Superman nº 1 (Zinco) como ¡Quimik! El exterminador
- Super-Visions From Beyond / inédito

Superman nº 371
- Kandor Lives Again! ...If You Can Call This Living! / en Superman nº 1 (Zinco) como Kandor retorna a la vida.
- Mind Over Money! / inédito

Superman nº 372
- Superman's History-Changing Mission!
- Kidnappers In the Sky!

Es 1982, pero los responsables de DC Comics parecen haber entrado en un estado de parálisis colectiva; en lugar de renovar el plantel de autores y con ello el enfoque de las series, casi todo sigue igual que antes. Esto se nota especialmente en Superman, protagonista de varios títulos que siguen firmados por Cary BatesCurt Swan Elliot S. Maggin... o sea, los mismos guionistas y dibujantes que ya trabajaban en estas series hace más de 10 años. El tiempo no pasa en balde, y el distanciamiento con el lector se ha vuelto cada vez mayor. La forma de escribir y dibujar cómics ha evolucionado, pero los cómics de Superman parecen anclados en los años 50. Esto se nota en todos los aspectos, desde la ausencia de una continuidad a la forma de narrar... hasta por la forma de dibujar los personajes.

La renovación y puesta al día de Superman no llegará hasta 1986, cuando John Byrne toma las riendas del personaje, y gracias a Crisis on Infinite Earths es posible empezar de cero. Hasta entonces, los cómics del Hombre de Acero permanecen anquilosados, habiendo un tibio intento de relanzamiento (la etapa de Marv Wolfman y Gil Kane) y un excelente broche de oro de Alan Moore, que es lo único salvable en unos años en que solo destacan las portadas de Ross Andru.

0 comentarios :